Cesárea de emergencia: cuentan las madres

Quien soy
Philippe Gloaguen
@philippegloaguen
Autor y referencias

cesárea de emergencia

Muchas veces sucede que el nacimiento que habíamos imaginado al final no es tan así... nosotros que soñamos con un trabajo de agua o probar todas las dulces maneras de acompañar a nuestro hijo en el nacimiento si de repente nos encontramos bajo el quirófano para una cesárea de emergencia. Sensaciones, sentimientos y pensamientos de madres que nos han pasado directamente de la voz de mamás comunitarias de.

Cuando el embarazo es fisiológico y nada parece dar señales de que algo vaya a salir mal es aún más difícil de amortizar y la experiencia de un La cesárea decidida en el último momento, también puede ser traumática; pero ¿cuáles son los sentimientos contradictorios que invaden el alma en determinados momentos? ¿Es más fuerte la amargura o el pensamiento de que nuestro pequeño debe ser ayudado a nacer?





Post cesárea: todo lo que debes saber

El primero en decir es Anto y Gio, pequeño planeta registrado recientemente en el foro, nos cuenta sobre cuando nació su Giovanni: “Empezó como un parto natural, las contracciones empezaron como a las 5 de la mañana del día de la DP una cada 5 minutos. Me ducho tranquila y voy al hospital.

Las contracciones van todo el día pero la dilatación es lenta, cuando ataco el monitor (dos veces sol durante todo el día) noto que durante la contracción el latido del corazón de mi bebe baja a como 90 y me empiezo a preocupar, me dicen sin embargo que ese no es el latido del bebe sino que es el sensor que se mueve y detecta los latidos de mi corazon... bueno. Llegan las 8 de la noche y cambia el turno de parteras y gine, me cuelgan por tercera vez del monitor y me dicen que si queremos acelerar el parto me van a poner un poco oxitocina, lo pienso un momento y con mi esposo nos decidimos por la oxitocina.

Me trasladan a la sala de partos y me colocan el goteo y el monitor constante, la matrona inmediatamente se da cuenta que algo anda mal: el latido del corazón del bebé bajo contracción cae a 90 y entra en sufrimiento fetal. Inmediatamente piensan que esto es por oxitocina y se la desprenden, entonces puede ser por la postura que no le llega suficiente oxigeno al bebe, luego hago 3 contracciones de pie erguida sufriendo como una bestia, pero la situacion no cambio solo a las 5 en punto de dilatación y eran las 10 de la noche.

¡Entonces me dicen que el niño está sufriendo y yo les señalo que ha estado así todo el día! Me asusté y, con una cara fea, digo que gine: "¡Sácalo de mí ahora!" Ella me dice que todavía hay espacio para esperar, que los riesgos no son muchos, pero yo no. No importa, exijo la cesárea. Llegamos al acuerdo de que, después de la cesárea que estaban preparando en el quirófano (era la noche entre el domingo y el lunes y no había personal para hacer dos juntos) volvería a revisarme y si nada cambiaba daría yo la cesarea, y asi fue; a las 00.44 del dia siguiente nacio mi Giovanni, 3.800 gr x 50 cm.
¿La razón del sufrimiento fetal? Giovanni estaba en rotación posterior del occipucio (lo notaron cuando lo sacaron) y luego entró en dolor. Por suerte mi ratón no tuvo consecuencias!!! tuvimos mucha suerte!!!!"



Lea también:

cesárea de emergencia

Muchas veces sucede que el nacimiento que habíamos imaginado al final no es tan así... nosotros que soñamos con un trabajo de agua o probar todas las dulces maneras de acompañar a nuestro hijo en el nacimiento si de repente nos encontramos bajo el quirófano para una cesárea de emergencia. Sensaciones, sentimientos y pensamientos de madres que nos han pasado directamente de la voz de mamás comunitarias de.

Cuando el embarazo es fisiológico y nada parece dar señales de que algo vaya a salir mal es aún más difícil de amortizar y la experiencia de un La cesárea decidida en el último momento, también puede ser traumática; pero ¿cuáles son los sentimientos contradictorios que invaden el alma en determinados momentos? ¿Es más fuerte la amargura o el pensamiento de que nuestro pequeño debe ser ayudado a nacer?



Post cesárea: todo lo que debes saber

El primero en decir es Anto y Gio, pequeño planeta registrado recientemente en el foro, nos cuenta sobre cuando nació su Giovanni: “Empezó como un parto natural, las contracciones empezaron como a las 5 de la mañana del día de la DP una cada 5 minutos. Me ducho tranquila y voy al hospital.

Las contracciones van todo el día pero la dilatación es lenta, cuando ataco el monitor (dos veces sol durante todo el día) noto que durante la contracción el latido del corazón de mi bebe baja a como 90 y me empiezo a preocupar, me dicen sin embargo que ese no es el latido del bebe sino que es el sensor que se mueve y detecta los latidos de mi corazon... bueno. Llegan las 8 de la noche y cambia el turno de parteras y gine, me cuelgan por tercera vez del monitor y me dicen que si queremos acelerar el parto me van a poner un poco oxitocina, lo pienso un momento y con mi esposo nos decidimos por la oxitocina.

Me trasladan a la sala de partos y me colocan el goteo y el monitor constante, la matrona inmediatamente se da cuenta que algo anda mal: el latido del corazón del bebé bajo contracción cae a 90 y entra en sufrimiento fetal. Inmediatamente piensan que esto es por oxitocina y se la desprenden, entonces puede ser por la postura que no le llega suficiente oxigeno al bebe, luego hago 3 contracciones de pie erguida sufriendo como una bestia, pero la situacion no cambio solo a las 5 en punto de dilatación y eran las 10 de la noche.

¡Entonces me dicen que el niño está sufriendo y yo les señalo que ha estado así todo el día! Me asusté y, con una cara fea, digo que gine: "¡Sácalo de mí ahora!" Ella me dice que todavía hay espacio para esperar, que los riesgos no son muchos, pero yo no. No importa, exijo la cesárea. Llegamos al acuerdo de que, después de la cesárea que estaban preparando en el quirófano (era la noche entre el domingo y el lunes y no había personal para hacer dos juntos) volvería a revisarme y si nada cambiaba daría yo la cesarea, y asi fue; a las 00.44 del dia siguiente nacio mi Giovanni, 3.800 gr x 50 cm.
¿La razón del sufrimiento fetal? Giovanni estaba en rotación posterior del occipucio (lo notaron cuando lo sacaron) y luego entró en dolor. Por suerte mi ratón no tuvo consecuencias!!! tuvimos mucha suerte!!!!"

12 FOTOS

Plan de parto: así es como se hace

Todas las indicaciones que podemos escribir en el plan de parto

Lea también:
Audio vídeo Cesárea de emergencia: cuentan las madres
Añade un comentario de Cesárea de emergencia: cuentan las madres
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.