Consejos de higiene íntima para madres más sensibles que sufren irritaciones íntimas

Quien soy
Catherine Le Nevez
@catherinelenevez
Autor y referencias

Muchas mamás sufren de sensibilidad de la piel y mucosas intimas que se acentúa en condiciones particulares. Aquí hay algunos consejos y trucos que pueden mantener la situación bajo control.



En primer lugar, ¿qué significa sensibilidad?

Normalmente la piel no presenta zonas de enrojecimiento y las mucosas tienen un color claro. En mujeres especialmente sensibles, en cambio, este color tiende a ser Rosa profundo, más encendido especialmente en condiciones particulares. Las mujeres con piel muy sensible suelen estar predispuestas a las irritaciones y rojeces cutáneas provocadas por diversos agentes externos: absorbentes, ropa ajustada, tejidos sintéticos, sudor, arena, menstruación y relaciones sexuales. 



¿Qué hacer entonces?

En primer lugar es importante descartar que esta irritación se deba a la presencia de una infección por microorganismos. Entonces prestar atención a los síntomas tales como acidez estomacal, Prurito, flujo vaginal diferente al habitual. Si esto sucede, vaya a un laboratorio que haga hisopos vaginales. Mientras espera el resultado del hisopo (generalmente alrededor de una semana) no utilice remedios caseros.

Buena higiene íntima con un limpiador a pH bajo, puede ayudar a "combatir" la infección. Es recomendable alternar el uso de un limpiador activo, quizás por la noche, con uno calmante, con un pH más básico, que puede ayudar a que los síntomas sean menos molestos. Si por el contrario no aparecen otras molestias, sino solo enrojecimiento e irritación, probablemente la causa sea la sensibilidad de tu piel. Tratemos de entender juntos qué hacer en varias situaciones.

En el caso de los irritación por absorbente externo Es importante mantener la limpieza cambiando la toalla higiénica con frecuencia, pero sobre todo con una limpieza a fondo varias veces al día. La higiene debe ser muy cuidadosa al menos por la noche, para eliminar cualquier residuo incluso en los pliegues de la piel. Si durante el día te cuesta limpiar con agua, puedes utilizar toallitas con fórmula calmante, hipoalergénico y biodegradable con pH alrededor de 5.

Y si la irritación se debe a lauso de ropa sintética? De nuevo el aspecto importante para prevenir este trastorno es la mantener una buena higiene personal, especialmente durante las estaciones cálidas cuando se agrega sudor al roce con la ropa. Evite también el uso de protectores diarios si no es necesario, lleva siempre toallitas desechables que también se puedan usar independientemente de los horarios habituales en los que vayas al baño. Cuando te des cuenta de que estás sudando mucho y que tu ropa molesta, simplemente pasa la toallita por la piel para secarla. 



En el caso de los irritación resultante de las relaciones sexuales, a menudo asociado con una sensación de sequedad extrema, la higiene íntima adecuada antes y después del coito es esencial para evitar que las bacterias patógenas presentes causen una infección. Sin embargo, la finalidad de la higiene es también otra, la de mantener la mucosa hidratada y así reducir las molestias. Para aquellas personas con pieles especialmente sensibles, se puede recomendar el uso de dos tipos de detergentes diferentes: un limpiador normal con pH neutro antes del coito y uno calmante después del coito que ayuda a reducir la sensación de sequedad e irritación.


Para terminar, me gustaría dar un consejo que concierne a todas las mujeres con pieles especialmente sensibles: la higiene debe seguir siendo uno de sus principales objetivos porque una piel limpia y lo más seca posible hace que incluso las pequeñas tensiones diarias sean más manejables.

Audio vídeo Consejos de higiene íntima para madres más sensibles que sufren irritaciones íntimas
Añade un comentario de Consejos de higiene íntima para madres más sensibles que sufren irritaciones íntimas
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.