Entrevista a Luca Trapanese, padre de Alba

Quien soy
Marie-Ange Demory
@marie-angedemory
Autor y referencias
Fuente: Shutterstock

Entrevista a Luca Trapanese

“Vivo con el temor constante de haber tomado una decisión equivocada. Cualquiera de las cien que tener una hija te obliga a tomar todos los días, y ella no me conoce pero he tomado algunas decisiones en mi vida y será una locura pero desde allí è Alba descubrí algo sobre el amor por los niños: es la suma de todas las alegrías posibles y de todas las preocupaciones soportables "





Este texto está tomado del libro "nacido para ti" escrito por Luca Trapanés, un padre soltero, para decirle a la historia de alba, su hija adoptiva nació con síndrome de Down. Les dedicamos el espacio de hoy.



  • Hola Luca, Alba fue rechazada por varias parejas antes de conocerte, dijiste que detrás de esos nos está el miedo a la discapacidad. ¿Cómo lograste superar estos miedos? 

Entonces, logré ir más allá de estos miedos a través del conciencia es decir te explico: mi vida siempre ha sido vivida en presencia de la discapacidad desde pequeña, a través de experiencias muy personales, a través de amigos discapacitados.



La discapacidad nunca me ha asustado porque la vida me ha educado sobre la discapacidad y por eso creo que la gente que le dijo que no a Alba era gente asustada, ignorante, es decir, que realmente no sabían qué es el síndrome de Down y no estaban preparados. No solo eso, sino que también sentían tal vez miedo de pasar la vida con una persona discapacitada. Debido a esto Creo que la gente necesita ser educada acerca de la discapacidad. 

  • En una carta dirigida a la madre biológica de Alba, escribiste: "cada vez que ella tenga que sacar el atrevimiento de ser realmente el padre que se merece, seré consciente de que en la carrera del coraje llegaré no sé a qué lugar". pero ciertamente después de ti"

En esta oración mi intención es salva a la madre de alba, no sólo como madre de Alba sino también como mujer y madre. Es decir, creo que la elección de una mujer de no continuar con su maternidad sino optar por ir al hospital a dar a luz y dejar al niño en el hospital es una elección de conciencia de valentía.

No todos nacimos para la maternidad, no todos nacimos para la paternidad, no todos tenemos la oportunidad de ser padres y la madre de Alba en este caso fue valiente y tuvo un gran sentido de maternidad y amor hacia Alba al darle una oportunidad.

Cien, mil veces mejor es la madre de Alba que esas mujeres y hombres que, tal vez forzados o tal vez dictados por la ignorancia y el miedo, hacen gestos terribles hacia los bebés.

En cambio, estoy convencido de que la madre de Alba la amó hasta el final: consciente de que no podía ser su madre, la dio a luz y la dejó en el hospital y me dio la oportunidad de convertirme en su padre. Así que también te agradezco por esto siempre te estaré agradecido y por eso creo que estás en primer lugar desde el punto de vista del coraje, porque tu elección fue más valiente que la mía.

No creo que la madre de Alba, pero cualquier mujer que da a luz y va al hospital y luego vuelve a casa sin el bebé lo hace a la ligera. Seguramente hay un momento de sufrimiento, hay un momento de soledad y el desapego no es fácil y por eso para mí el La madre de Alba fue valiente y debe ser considerada una heroína

Lea también: Cómo criar a un niño discapacitado
  • ¿Hay algún objeto que te recuerde un momento emocionante con Alba? ¿O que de alguna manera simboliza la belleza de ser su papá?

El objeto que me recuerda el momento más emocionante es el biberon que traje a casa del hospital, ese biberón que dan para las tomas.

Regresé del hospital con una bolsa con seis biberones llenos de leche que me garantizaba el primer ciclo del primera alimentación, es decir, desde la mañana en que lo tomé hasta la mañana del día siguiente. Las enfermeras me dijeron: te vamos a dar toda la corriente que necesites para que estés cubierto el primer día y tengas tiempo de comprar todo.

Considere que no solo soy un hombre, sino que no había dado a luz a Alba, por lo tanto, no estaba preparado para recibirla y, por lo tanto, esto me ayudó a entender qué leche comprar, dónde comprarla y guardé mi primer biberón, que luego o en una foto mientras la amamanto por primera vez- porque para mí es el significado de haberme convertido en padre en ese momento y de haber emprendido este nuevo camino de paternidad, y es el mejor recuerdo. Hay muchos, pero este es el más significativo.

  • ¿Cómo te gustaría que fuera tu relación con Alba en el futuro? ¿Qué papá te gustaría ser para ella?

Me gustaría que mi relación con Alba se centrara en la verdad, sobre la libertad en el sentido de que espero ser un referente para Alba y poder escuchar sus necesidades y expectativas, sus deseos. Creo que los padres debemos aspirar a eso. nuestros hijos son felices no es que sean los primeros, por lo que intentaré ser cómplice de Alba en la elección de su potencial, estaré cerca de ella en todas sus elecciones y por ello espero ser un referente para ella, un amigo y una persona con quien reír, jugar y confiar. Esperemos.

  • ¿Qué es lo que más te asombró del impacto que ha tenido tu historia a nivel mediático?

El interés mediático no solo a nivel nacional sino también me maravilló mucho de nuestra historia Mundial: Alba y yo estamos presentes en todos los países, desde Canadá a Australia pasando por China, Japón, India, Rusia, toda Europa. Se hablaba de eso en todos lados y esto es algo que me sorprendió mucho.

Yo creo que depende de que no solo yo soy soltero y homosexual, sino que Alba tiene síndrome de Down y que la dejaron en el hospital y nadie la quería y creo que eso es un problema mundial. En otras palabras, la discapacidad todavía se ve como un problema en todos los países hoy en día y causa sensación cuando un niño discapacitado es rechazado y luego, obviamente, hay alguien que lo acoge.

Creo que esto es lo que más me sorprendió. Al principio pensé "está bien, un día saldré en los periódicos, se olvidarán", pero todavía recibo artículos en las redes sociales que provienen de cualquier parte del mundo, en América Latina estamos llenos de artículos que son todavía fuera y sobre nosotros.

  • ¿Cómo viviste la cuarentena con Alba y cómo intentas protegerla en esta fase tan delicada de la pandemia?

La la cuarentena fue muy linda para mi porque dejé completamente el trabajo y me dediqué a vivir con Alba, así probé la belleza de despertarme y no tener prisa para ir a trabajar, de vivir en la casa con Alba paseándome y sobre todo de saborear esos momentos Tome su tiempo. Para mí fue un buen momento el de la cuarentena que luego me llevó a tomar una serie de decisiones también para cambiar mi vida laboral.

En esta etapa estoy tratando de protegerla, no enviarla a la escuela, ver a muy poca gente, no invitar a nadie a casa. Desgraciadamente es una etapa muy triste porque Alba tiene tres años y era el momento perfecto para empezar el colegio, emprender relaciones, hacer alguna actividad deportiva. Pero, aquí, ella no está enferma, porque El síndrome de Down no es una enfermedad., pero es frágil y por eso el pediatra aconseja conservarlo y por eso en este momento preferí preservar la salud de Alba manteniéndola un poco apartada del resto de cosas, entonces espero que tengamos tiempo de recuperarnos.

  • ¿Quién te ayuda en la gestión diaria de Alba?

Luisa, que está ahí, me ayuda en la gestión del día a día de Alba. tata y es una persona muy sui generis porque se tiñe el pelo de rojo, es alegre, es una persona muy dinámica y en Alba es muy simpática, entonces me ayuda en la gestión de la vida de Alba cuando voy a trabajar.

Mi día típico es un día muy normal: antes del Covid salía mucho más a trabajar y por eso me dedicaba a todos los proyectos que tenemos en el ámbito social, me iba a casa, digamos a primera hora de la tarde. He intentado, desde que llegó Alba, trabajar mucho desde casa, mantener el trabajo en casa y no en la oficina y luego por la tarde me suelo dedicar a Alba: un paseo para ver a los amigos, para salir a pasear, para ir de los tíos. Es una vida muy normal.

  • ¿Qué mensaje te gustaría dar con tu historia?

Cualquiera que escuche mi historia de todas las formas posibles -en las redes sociales, en los periódicos, en la televisión y en las entrevistas- entiende que la discapacidad no es una invalidez de la vida y es que tener un hijo discapacitado no significa ser infeliz: soy muy feliz y no cambiaría a Alba por nada del mundo y si tuviera una varita mágica no la curaría de su síndrome, sino sería otra Alba, otra persona.

Hay que aceptar las cosas más como son, tratando de encontrar nuestra serenidad y nuestro equilibrio. Y sobre todo otro mensaje que me gustaría pasar a través de nuestra historia es que no hay normalidad, es decir, nadie puede arrogarse el derecho de establecer quién y qué es lo normal, pero todos somos diferentes, quizás todos somos discapacitados y quizás estas nuestras discapacidades, estos defectos nuestros son precisamente los que nos caracterizan y nos hacen únicos. entonces para mi Alba es única e irrepetible.

Escucha el podcast con la entrevista a Luca Trapanese

Escucha "La historia de Luca y Alba" en Spreaker. Nacido para ti. Historia de Alba contada entre nosotros 15,67 € 16,50 € -5% Ver la oferta
Audio vídeo Entrevista a Luca Trapanese, padre de Alba
Añade un comentario de Entrevista a Luca Trapanese, padre de Alba
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.