Qué hacer si la madre dificulta la relación padre-hijo

Quien soy
Marie-Ange Demory
@marie-angedemory
Autor y referencias
Fuente: Shutterstock

Si la madre dificulta la relación padre-hijo

Hacer que los hijos se vuelvan contra el padre implica la pérdida de la custodia compartida y la reparación del daño. Suele ocurrir que en situaciones de crisis familiar, los hijos se convierten en el campo de batalla de los padres. Ahora está bien establecido que los menores se encomiendan a la madre con la que seguirán viviendo. Pero también sucede a menudo que este último, quitarle los hijos al excónyuge no solo en un sentido emocional sino también en un sentido físico, haciendo la relación más complicada.





¿Qué hacer en estos casos?

Según el Juzgado de la ciudad pierde la custodia de los hijos quien se asegura de distanciarlos del otro progenitor, tratando de menospreciarlo y ponerlo en una mala posición. Corresponderá entonces al padre apelar al juez para solicitar una revisión de las condiciones de separación. Sin embargo, las conductas graves deben ser atendidas, dado que el interés primordial que persigue el juez en la decisión es siempre el de los menores. Por lo tanto, si la madre obstruye los encuentros entre el padre y los hijos y estos últimos sufren perjuicios, tales como el desprecio de la figura paterna, el tribunal decidirá la revocación de la custodia compartida en favor de la exclusiva. también después de la separación, cada padre debe hacer todo lo posible para garantizar que sus hijos mantengan un contacto estable y una relación amorosa entre ellos.



Lea también: Derechos de los padres separados sobre los hijos

En otras palabras, se trata de garantizar el derecho de los menores a los llamados crianza de los hijos, es decir, tener un vínculo sereno con el padre y la madre. No es un simple deber negativo, es decir abstenerse de conductas que puedan distanciar a uno de los padres de sus hijos; pero también un deber positivo, que es actuar - ante la negativa por parte de los propios hijos, de querer asistir al otro progenitor - para que se elimine todo obstáculo y los menores se acerquen a su ex cónyuge, a pesar de su reticencia e indiferencia.



A menudo, entonces, el padre sin custodia o sin custodia se mantiene al margen de las decisiones fundamentales para la vida del niño (problemas de salud, opciones escolares, etc.), siendo informado solo cuando se hacen las cosas. La justificación a menudo se remonta a la naturaleza demasiado ansiosa o intrusiva del padre que podría dañar de alguna manera el equilibrio psicofísico del menor. Además, sucede que acusaciones y amenazas de diversa índole terminan siendo dirigidas a la ex, involucrando a la red de amigos y familiares, hasta llegar a la sede judicial (el ejemplo clásico son las denuncias de sustracción de menores por retrasos en la restitución del menor). , hasta las muy graves de abuso y/o maltrato sexual, etc.).

¿Qué ofensa?

Cualquiera que se comporte de esta manera comete una falta grave, tanto hacia el ex cónyuge como hacia sus hijos. Por tanto, dirigiéndose al juez, aplicará la sanción de la advertencia y, en los casos más graves, de la revocación de la custodia (que, de compartida pasará a ser exclusiva, es decir, a favor del progenitor soltero que, en cambio, se ha comportado correctamente con el otro). Es obligación de cada progenitor asegurarse de recuperar y mantener la imagen del otro progenitor hacia el hijo.

Compensación

En caso de boicot, hay dos tipos de consecuencias:

  • il compensación perjuicio a favor de la matriz;
  • la pérdida de custodia en casos severos. Cada progenitor debe convertirse en tutor no sólo de las relaciones entre ellos y sus hijos, sino también de las relaciones entre el ex cónyuge y los propios hijos; a quien hay que empujar a toda costa para que no encuentre excusas para no ver al padre oa la madre. Básicamente, ambos padres deben tener respeto por el ex, quien debe ser resguardado hacia los niños.

En los casos graves, el Juez podrá:

  • amonestar al padre incumplimiento;
  • arreglar los daños, dependiente de uno de los padres, hacia el menor;
  • ordenar la indemnización de daños y perjuicios, a cargo de uno de los padres, contra el otro;
  • condenar al padre moroso a la pago de una multa administración financiera, desde un mínimo de 75 euros hasta un máximo de 5.000 euros a favor de la Cassa delle finende. Además, como una “sanción punitiva” adicional que puede actuar como disuasoria de tales conductas, la Corte ordena, las llamadas medidas de coerción indirecta, que se condene al mismo a pagar una suma al padre por cada vez que éste viole la obligaciones impuestas por el juez.

Los destinatarios de la indemnización por daños y perjuicios pueden ser tanto el padre como el hijo, privados respectivamente de la asistencia de los padres. De hecho, el artículo 709-ter del Código Civil italiano, previsto por la ley 54/2006 para la resolución de conflictos entre padres sobre la patria potestad o sobre las modalidades de la custodia, otorga al juez la facultad, en presencia de infracciones graves, o en todo caso de actos que causen daño al menor o dificulten la correcta ejecución de los procedimientos de guarda, no sólo para modificar las medidas vigentes, sino también para adoptar conjuntamente sanciones contra el progenitor infractor, incluyendo precisamente la indemnización por daños y perjuicios al menor y al otro progenitor, así como una sentencia real a favor del fondo de multas. Lo que se evalúa es si la conducta del progenitor "obstaculizador" perjudica el correcto crecimiento del niño y lesiona el derecho del otro progenitor a tener una relación con el niño. De ser así, existe un daño moral que puede ser indemnizado.

Sentencia del Tribunal de la ciudad

Recientemente, el tribunal de la ciudad dictaminó que una madre tendrá que pagar una compensación económica a su esposo luego de privarlo del tiempo necesario para estar con su hijo. Los ahora exmarido y mujer, en proceso de separación, están en desacuerdo y están discutiendo en todos los lugares posibles. Y desafortunadamente hay un hijo del medio, para quien se encontró un acuerdo sobre los tiempos para pasar con padres solteros.

Sin embargo, el calendario fue totalmente ignorado por la madre, provocando la reacción legal del padre. En particular, la madre dio a luz al niño sin lo necesario para la escuela o el deporte, lo que obligó al padre a regresar a su casa para recuperarlo. Y cuando el padre venía a buscar al niño para los momentos predeterminados padre-hijo, no dejaba que lo encontrara ni le comunicara sus repentinas enfermedades, según el tribunal claramente inventado.

El Tribunal de la ciudad, con disposición de enero de 2022, no solo sancionó la conducta de la madre por el pasado, sino que también dispuso la aplicación de una sanción económica, automática, y en beneficio del padre, por cada uno de los hechos futuros. violación del derecho paterno de estar con el hijo, con base en los tiempos fijados por el Juzgado.

La madre, si continúa con los tratos antes descritos, deberá pagar distintas sumas según el tipo de infracción que vaya a realizar. (30€ cuando no entrega el material necesario para la actividad escolar o deportiva”, 50€ cuando no permite que el niño pase tiempo con su padre, etc.). Si esta medida fuera ineficaz, el Tribunal podría incluso cambiar la colocación del niño. Evidentemente la sentencia parte del supuesto de que los hijos deben tener una relación plena y satisfactoria con ambos progenitores aunque estos interrumpan su relación, lo que evidentemente no ha impedido las intenciones de la madre (en este caso concreto) de tomar represalias contra el 'odiado ex- esposo, usando al niño como venganza.

Audio vídeo Qué hacer si la madre dificulta la relación padre-hijo
Añade un comentario de Qué hacer si la madre dificulta la relación padre-hijo
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.