Seguridad del bebé, las 8 "reglas" más importantes

Quien soy
Philippe Gloaguen
@philippegloaguen
Autor y referencias

Contenido


  • 1 Seguridad del bebé en el coche: ¿capazo o capazo?
  • 2 Seguridad del bebé: dormir boca abajo
  • 3 Seguridad del bebé: atención a la cuna 
  • 4 Ropa y seguridad del bebé
  • 5 Seguridad infantil y cambio infantil
  • 6 Seguridad del bebé: presta atención a la higiene
  • 7 Seguridad del bebé y preparación de la leche 
  • 8 Juego seguro y prevención de asfixia 

Las madres y los padres tienen una misión muy específica: cuidar a sus hijos todos los días de su vida y las 24 horas del día. Pero esto no significa solo alimentarlos, vestirlos, llenarlos de amor. Significa también y sobre todo pensar en la seguridad de los bebés, que nunca es suficiente. Desafortunadamente, a veces se necesita muy poco para meterse en problemas: una distracción o ligereza es suficiente. En definitiva, con los más pequeños nunca se debe bajar la guardia. Entonces, veamos cuáles son las reglas más importantes a seguir para la seguridad de los recién nacidos. Con una premisa: habría decenas y decenas de temas. Nosotros hemos elegido los básicos.


Seguridad del bebé en el coche: ¿capazo o capazo?

Aquí está el dilema de muchos padres. ¿Qué usar en el coche para la seguridad de los bebés? No hay duda: el huevo debe ser la primera elección. Sin embargo, muchos se preguntan cuándo usarlo para no causarle problemas de espalda al pequeño. La respuesta es: inmediatamente. La silla de auto ya debe usarse después del alta del hospital para regresar a casa y debe preferirse para cualquier viaje en automóvil. El problema de la espalda podría surgir si el trayecto es de varias horas. En ese caso, es necesario hacer varias paradas y recoger al niño para que se “estire” un poco.


Incluso si está equipado con los sistemas de seguridad adecuados, el capazo no es tan seguro. Así lo demuestran las pruebas de choque que son las simulaciones de accidentes de tráfico. A diferencia del capazo, el capazo no garantiza la máxima estabilidad del recién nacido en su interior. Así que hay que evitarlo.


Sin embargo, una cosa es cierta: por la seguridad de los bebés, está absolutamente prohibido llevarlos en el automóvil sin un sistema de retención. Así que nunca los sostenga en sus brazos, ni siquiera en el asiento trasero. Es realmente muy peligroso.

Seguridad del bebé: la niñera con panza arriba

Hablando de seguridad infantil, el tema de las posiciones para dormir no puede pasarse por alto. O mejor dicho, la posición en la que deben dormir todos los pequeños: la supina, o boca arriba. Es una de las principales recomendaciones (si no la más importante) para evitar el fenómeno que aterroriza a toda madre, la "muerte de cuna". Afortunadamente, esto es raro, pero no imposible, y hay una serie de buenas prácticas a seguir para reducir los peligros.

Los médicos han llegado a la recomendación de que los bebés duerman boca abajo después de una serie de estudios muy rigurosos que han demostrado cómo esta posición reduce drásticamente el riesgo de SIDS. Sin embargo, muchos padres piensan que, en caso de regurgitación, el bebé podría atragantarse. No es tan. La posición lateral no es tan segura, por lo que no es recomendable.

Seguridad infantil: unaatención a la cuna 

El lugar donde ponemos a dormir a nuestro cachorro puede esconder algunos escollos, aunque no seamos conscientes de ellos. Por ejemplo, no debe sobrellenarse. Sin almohadas, protectores demasiado acolchados o voluminosos, sin capas y capas de mantas y peluches, por hermosos que sean. Todo lo cual quiere decir que la cama debe estar libre de cualquier cosa que pueda impedir que nuestro bebé respire libremente. Esto también es una precaución contra la "muerte de cuna".


Otro aspecto referente a la seguridad de los recién nacidos se refiere al modelo de cuna. Por ejemplo, hay que fijarse en el clásico con los laterales de madera: al dar vueltas y vueltas en la cama, el niño (hablamos de los algo mayores, no muy bebés) se puede quedar con las piernas o los brazos atrapados entre los barrotes. , arriesgándose a salir lastimado. . Además, tenga cuidado de bajar la superficie de la cama cuando el pequeño comience a pararse solo: la curiosidad podría empujarlo a asomarse y caer boca abajo.


Ropa y seguridad para bebés

¡Que levante la mano si no está “loca” en el embarazo comprando decenas y decenas de peleles y vestidos! Tanto si es niño como si es niña, es difícil resistirse a la tentación de ir de compras… Pero incluso en este caso no hay que dejar de pensar en la seguridad de los recién nacidos. En primer lugar en la elección de los materiales. Los bebés tienen la piel muy delicada y por ello los tejidos deben ser naturales, como el lino y el algodón. Evita también la lana en contacto directo con la piel para evitar irritaciones.

Otra cosa a tener en cuenta cuando los niños son un poco mayores son los accesorios de la ropa que se pueden quitar con facilidad: botones, lazos, cintas y cualquier otra cosita que pueda acabar en la boca, con un riesgo no despreciable. o quedar atrapado en sus dedos.

Seguridad infantil e cambio del recién nacido

Solo una advertencia, pero muy importante: nunca deje a un niño pequeño solo en el cambiador o en cualquier otra superficie que esté cambiando. Son rápidos como un rayo e impredecibles, solo un segundo y, atraídos por cualquier cosa, los encuentras en el suelo. Prepara todo lo necesario para el cambio con antelación, para no tener que salir.


Seguridad infantil: occhio a la higiene

Un niño debe estar limpio, esto es absolutamente obvio. Sin embargo, incluso la higiene no puede ignorar la seguridad de los recién nacidos. Aquí hay unos ejemplos. El baño, por ejemplo, puede esconder peligros. En primer lugar, se debe controlar cuidadosamente la temperatura, que no debe ser demasiado caliente ni demasiado fría. Hay muchos termómetros en el mercado que pueden ser útiles para este propósito. Conseguir uno. Pero no solo hay esto. Es importante mantener un brazo debajo del cuello del bebé, especialmente cuando es muy pequeño. Lávelo con la otra mano. Recomendaciones: no lo dejes solo y nunca salgas del baño. Finalmente, no mantenga la bandeja cerca de los grifos por el riesgo de que lleguen repentinamente salpicaduras calientes o frías.


También presta atención a cómo te limpias los oídos y la nariz. Nunca introduzca bastoncillos de algodón o cualquier otra cosa para eliminar los residuos de cerumen o mucosidad. Si el pediatra no lo considera oportuno, no hay nada particular que hacer para limpiar el interior de los oídos. Mientras que para la nariz, los lavados fisiológicos están bien.

Clavos de capítulo. ¡Son bebés, pero los tienen tan afilados como Freddy Krueger de Nightmare! Córtalos después de bañarte para que queden más suaves. Pero si el bebé se mueve mucho, es mejor hacerlo en otro momento, quizás mientras lo estás amamantando o cuando duerme. Para las de las manos siga la línea redondeada de la yema de los dedos, las de los pies córtelas más rectas.

Seguridad infantil e preparación de la leche 

Algunas precauciones al preparar la fórmula infantil son importantes para la seguridad de los recién nacidos. El polvo no es estéril y puede estar contaminado con patógenos, como la salmonella. ¿Se puede hacer seguro? Cierto. Todo está en el agua. Y no tanto en el tipo elegido, sino en la temperatura, que hay que llevar hasta los 70 grados. Solo así se puede preparar la botella con total seguridad. Pero tenga cuidado de no dárselo a su hijo inmediatamente: debe enfriarse bajo un chorro de agua fría y llevarlo a 37 grados, la temperatura ideal.

Juego seguro y prevención de asfixia 

Cuando ofrecemos juegos a nuestros pequeños, debemos asegurarnos de que estén seguros. En particular, no debe haber piezas que se desprendan ni bolas u objetos muy pequeños. Muy pronto los niños comienzan su fase oral y la boca se utiliza para explorar el mundo que los rodea. Un hábito que les enriquece mucho desde el punto de vista del conocimiento, pero que puede llegar a ser peligroso.

Especialmente en los primeros meses, trate de quedarse con el bebé mientras sostiene sus juguetes. En primer lugar, servirá para fortalecer aún más el vínculo entre ustedes, pero sobre todo para mantenerlo bajo control. En caso de ingestión de un cuerpo extraño hay que ser muy rápido. Coloque al bebé boca abajo, con la cabeza hacia abajo, y golpee entre los omoplatos. Llama inmediatamente al 118 pero no te metas los dedos en la boca: solo podrías empeorar las cosas. Para garantizar la máxima tranquilidad, le sugerimos que realice un curso para despejar las vías respiratorias. Busca uno certificado, por ejemplo como los de Simeup.

Añade un comentario de Seguridad del bebé, las 8 "reglas" más importantes
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.