Tos ferina: qué es, cómo se produce y cuánto dura

Quien soy
Philippe Gloaguen
@philippegloaguen
Autor y referencias

Contenido

  • 1 ¿Qué es la tos ferina?
  • 2 Síntomas de la tos ferina
  • 3 Etapas de la tos ferina 
  • 4 Complicaciones de la tos ferina
  • 5 ¿Cómo se diagnostica la tos ferina?
  • 6 Tratamiento de la tos ferina
  • 7 Prevención de la tos ferina

Muchas de nosotras, las madres, probablemente recordamos bien cuando nos dio tos ferina cuando éramos niñas. Ataques de tos que parecen no tener fin, noches "maravillosas" sin cerrar un ojo y ese silbido extraño entre una caricia y otra. En resumen, había poco para disfrutar. Aunque la vacunación es obligatoria, la tos ferina todavía existe y no solo entre los niños. De hecho, los adultos también pueden contraerla, aunque muchas veces se confunde con una bronquitis o un resfriado muy fuerte. Los bebés, por el contrario, son los que corren el riesgo de sufrir las peores complicaciones y, por lo tanto, son los que más necesitan protección. Tratemos de entender de qué estamos hablando.



que es la tos ferina

Es una enfermedad infecciosa causada por una bacteria llamada Bordetella pertussis. Otro patógeno, que es parte de la misma familia, Bordetella parapertussis, es responsable de la parapertussis, una enfermedad similar pero caracterizada por síntomas más leves. La tos ferina causa infecciones del tracto respiratorio de diversos grados.

Es muy contagiosa y, como hemos escrito, puede atacar a cualquier edad, aunque se considera una de las enfermedades típicas de la infancia. De hecho, la prevalencia más alta es menor de 5 años. La infección se produce por vía aérea a través de las gotitas de saliva que emite el enfermo. Los cuales, si no se tratan inmediatamente con antibióticos, pueden transmitir la infección hasta por 3-4 semanas. Las exacerbaciones son más frecuentes en invierno y primavera, particularmente en los centros urbanos.


Síntomas de la tos ferina

Obviamente, la tos es el principal síntoma de esta enfermedad. Es muy persistente, los ataques duran mucho tiempo, a veces dando lugar a vómitos. A menudo también hay un ruido característico, llamado "grito inspiratorio". Suena como el ladrido de un perro: por eso también se le llama "tos canina". Otros síntomas pueden incluir cianosis (coloración azulada de la cara), apnea, hemorragias conjuntivales (es decir, en el ojo), de la nariz o, en casos más graves, subdurales (es decir, en las “láminas” que recubren el cerebro).


Etapas de la tos ferina 

La incubación dura entre 7 y 10 días. Después de lo cual se distinguen 3 etapas de la enfermedad:

  1. etapa catarral;
  2. etapa paroxística o convulsiva;
  3. convalecencia.

La etapa catarral es la etapa inicial de la tos ferina, es decir, cuando aparecen los síntomas. La tos es leve, puede haber alguna línea de fiebre y secreción nasal copiosa. Por lo tanto, parece un resfriado común que no despierta especial sospecha. Sin embargo, el niño ya es contagioso. Esta fase dura de 1 a 2 semanas.

En la etapa paroxística, el niño tiene ataques de tos diurnos y nocturnos. Son cada vez más cercanos y violentos, no le hacen recuperar el aliento y, a menudo, también le hacen vomitar. Las crisis se desencadenan por diferentes estímulos, principalmente alimentarios, especialmente en los lactantes. Si no se trata, la etapa paroxística puede persistir hasta por 2 meses.

La tercera fase es la de la convalecencia en la que los síntomas se reducen progresivamente, aunque la tos -aunque disminuida- puede permanecer durante mucho tiempo.


Complicaciones de la tos ferina

La tos ferina puede degenerar en complicaciones más o menos graves. Las más graves son las sobreinfecciones bacterianas que pueden provocar otitis, neumonía, bronquitis o afecciones neurológicas (por ejemplo, convulsiones o encefalitis).

La tos ferina puede ser peligrosa en bebés muy pequeños y en niños menores de un año. Provoca 2 muertes por cada 1.000 casos y casi siempre afecta a niños menores de un año. El riesgo es mucho mayor en bebés menores de 6 meses. Por lo tanto, la protección con la vacuna es fundamental.

¿Cómo se diagnostica la tos ferina?

La tos ferina se confirma aislando la bacteria responsable de la enfermedad. Esto se hace analizando las secreciones de la nariz y la garganta con un hisopo nasofaríngeo.

Tratamiento de la tos ferina

Al ser causada por una bacteria, la cura es con antibióticos. Cuanto antes se administren, más rápido sanará el bebé. Además, transcurridos 5 días desde el inicio de la terapia, las posibilidades de contagio se reducen drásticamente. Ten en cuenta que un niño con tos ferina es capaz de contagiar al 90% de los pequeños con los que entra en contacto. Esto es para subrayar el hecho de que es una patología extremadamente contagiosa.



Los antibióticos ya deben prescribirse durante la fase catarral: sin embargo, depende de la precocidad del diagnóstico. Estos medicamentos actúan sobre la causa desencadenante de la tos ferina, pero no son muy efectivos para los síntomas. Por lo tanto, se pueden recomendar antitusígenos, pero no siempre están indicados en niños muy pequeños.

La prevención de la tos ferina

La única arma disponible para prevenir la tos ferina es la vacuna. Está entre los obligatorios y está incluido en el llamado hexavalente compuesto por 6 sueros: anti difteria, anti tétanos, anti tos ferina, anti Haemophilus influenzae, anti hepatitis B y anti poliomielitis (hablamos de ello AQUÍ).

La primera dosis de esta vacuna se administra después de completar los primeros 2 meses de vida. Es el primero que se hace a los recién nacidos. En el primer año de vida, las dosis son 3, mientras que se espera un refuerzo alrededor de los 5-6 años.


Para proteger lo más posible a los pequeños antes de que reciban la vacuna, se ofrece a las mujeres embarazadas que se vacunen contra la tos ferina. Los anticuerpos atraviesan la placenta y por tanto el bebé nace ya inmunizado contra esta enfermedad. La vacuna contra la tos ferina en el embarazo se propone entre la semana 27 y 36 de gestación.

Añade un comentario de Tos ferina: qué es, cómo se produce y cuánto dura
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.